Mario a regresado con una nueva aventura y esta vez, se nos casa…la princesa peach en contra de su voluntad. Por lo que Mario tendrá que ingeniárselas para llegar a tiempo y decir “YO ME OPONGO”. A continuación les compartimos nuestro review.

HISTORIA

Nuestra aventura comienza con una batalla entre Mario y Bowser en el Reino Champiñon, después de cierta paliza que recibimos, nuestra querida gorra sufre las consecuencias pero, un ser misterioso rescata parte de ella. Caemos en un mundo bastante extraño, el Reino Sombrero, aquí el personaje que vimos anteriormente se acerca a nosotros, sin embargo lo asustamos al despertar y sale corriendo por lo que hay que alcanzarlo. Aquí nos enteramos que al pequeño también le secuestraron a su hermana. Así que aquí Mario y Cappy deciden formar equipo.

APARTADO GRÁFICO

Algo que caracteriza a los juegos de Mario son los mundos extensos y la variedad de colores que podemos encontrar en cada uno.
Debido a su forma amigable, no podemos esperar unos gráficos superrealistas, pero si podemos esperar elementos que lo hacen brillar. Podremos ver diferentes texturas a lo largo de cada mundo, desde extensos desiertos, bosques con árboles frondosos, zonas de hielo, veremos incluso neblina. Los detalles estan muy bien elaborados. A lo largo del gameplay no tuvimos ningún problema en cuanto a texturas extrañas o baja de framerate a causa de esto, todo es fluido, así que la experiencia será bastante agradable. Incluso las cinemáticas entre mundos o situaciones no interrumpe la narrativa del juego.

Otro aspecto que me pareció un buen detalle por parte de Nintendo, es el factor nostalgia en muchos escenarios, ya que puedes ver algunos “puzzle” o submisiones con temática 2D y pixel y para los fans del Mario de la época del N64, no evitará emocionarse con algo que incluye el juego.

El diseño de personajes, sobra decir que los detalles de la ropa, cabello notas la textura y en muchas ocasiones verás que responden a elementos como el viento o el agua.

JUGABILIDAD

Los controles son variados y para todos los gustos, puedes usar ambos Joy Con separados del pad, en su control, o colocados en la pantalla, sin embargo, debo recalcar que la experiencia de juego varía mucho de acuerdo como elijas el tipo de control. Recomendaría lo juegues con los Joy Con en cada mano ya que algunos movimientos de Cappy necesitan más libertad de movimiento si quieres una experiencia completa en cuanto manejo de personaje y habilidades.

Gracias a la habilidad de Cappy para “tomar prestado” el cuerpo de algún enemigo, esto nos ayuda a tener diferentes habilidades que servirán para ir avanzando en los mundos.

Algo que nos agrado fue la navegación en el menú, tanto en el menú principal como dentro del juego, es bastante amigable y no hay pierde en cuanto a las instrucciones para usarlo. Me atrevería a decir que incluso es muy básico.

En la cuestión de dos jugadores, puede resultar algo incomodo al principio por la sincronía que debe haber entre Mario y Cappy para realizar ciertas acciones que requieren timing, como las carreras o ir contra reloj por un objeto. Pero es una experiencia bastante divertida una vez que te adaptas a ello.

BANDA SONORA

Creo sobra decir que la música principal es altamente pegajosa, ¿Quién puede evitar cantar “Jump Up, Super Star”. Que se ha convertido la canción icónica sin duda fue un gran acierto de la Gran N para promocionar este juego.

En cuanto al OST general, las melodías están muy acorde a cada mundo. Desde melodías suaves, hasta unas muy tradicionales. Es inevitable pensar en el soundtrack que nos dejó Mario Galaxy y Mario Galaxy 2, con arreglos orquestales, no es de extrañarnos que fuera hecho por Naoto Kubo (encargado del arreglo musical de The Legend of Zelda Majora´s Mask 3D y Mario Maker), Shiho Fujii (quien a compuesto piezas para The Legend of Zelda Skyward Sword y Splatoon) y el veterano Koji Kondo.

OPINION

Tenía un buen rato en que Mario Galaxy dejó un vacío en nuestros corazones gamers, extrañábamos ese juego de plataformas que aunque muchos dicen “son juegos de niños”, sin duda los juegos de Mario siempre tiene una magia particular al jugarlos, siempre algo nos engancha y nos hace preguntarnos que seguirá, cuando sale una secuela o un remake. Mario Odyssey es en gran parte, la respuesta de Nintendo a muchos fans de Mario que buscaban la esencia de Galaxy.

Nos invitan a explorar cada mundo y descubrir los secretos de cada uno. Puede que para muchos la historia cliché de Peach siendo secuestrada por Bowser ya es un cuento mas que repetido. Pero parte de la esencia de Mario es debido a ese constante “La princesa esta en otro castillo” y lo que nos ayuda a ver más allá del Mushroom Kingdom.

¿Qué me pareció el juego? Sin duda merece una muy buena calificación porque supo manejar muchos elementos que se extrañaban en un RPG de mundo abierto en cuanto a personajes de Mario se refiere. Además de que la posibilidad de ser por algunos minutos algunos enemigos, es bastante divertido y te vas encariñando con Cappy. Sin mencionar los extraordinarios escenarios, que sin duda los últimos fueron un deleite. La música, tal como en Galaxy y Sunshine tienen lo suyo y fácilmente puedes escucharlas sin hartarte. Y aunque puedes pasarte el juego relativamente rápido, merece la pena explorar cada rincón.

 

 

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on Tumblr0Pin on Pinterest0Email this to someone

Comentarios

Sobre El Autor

Artículos Relacionados